Explorando el destino de Ghokan al final de la segunda temporada de ‘Kubra’

por Juan Campos
Kubra Season 2 Episode 8 Recap and Ending Explained


El problema de anunciar a alguien como un mesías es que, inevitablemente, se revelará que no es tal cosa, y el final de Kubra La temporada 2 consolida la caída de Gokhan no solo con el colapso de su reputación mística sino también con su muerte. El episodio 8 marca el final de su espiral descendente, que toda la segunda temporada se dedicó a explorar.

Es justo, entonces, que la temporada comenzara con él en su punto más alto, recién salido del atraco al cajero automático en el final de la temporada 1. Los seguidores de Gokhan todavía creían que él era un profeta en comunión directa con Alá, y se inclinó hacia la ilusión con la ayuda del fundador de Kubra, Berk.

La negación de Gokhan es su perdición

El primero de los seguidores de Gokhan que comienza a cambiar es Ali Riza, el padre de Merve, y esto comienza una tendencia continua de que las cosas vayan mal y Gokhan las empeore al tratar de corregirlas en exceso. Cuando el trato de Gokhan hacia Ali Riza y algunos de sus otros seguidores despierta sospechas en Merve, ella lo sigue a una reunión con Berk, y él se ve obligado a confesar qué es realmente Kubra.

Una gran parte de Kubra El clímax de la temporada 2 es la total negación de Gokhan. Intenta enmarcar su asociación con Berk como un entrenamiento de Kubra para ayudar a los marginados y castigar a los corruptos y codiciosos, pero es obvio para todos, excepto para él, que está siendo manipulado.

Leer también  Bridgerton Temporada 3, Episodio 7: ¿Qué verdad aprende Cressida sobre Lady Whistledown?

La muerte de Merve

Merve hace lo que cree que es correcto al delatarlo con el inspector Kara y luego con Gulcan, quien la descubre espiando a Gokhan. Gulcan está consternado por lo que Gokhan está haciendo, pero cuando ella lo confronta, él alcanza un nuevo nivel personal al abofetearla. Sus esfuerzos por localizarla usando a Kubra cuando dejó el campamento subterráneo no son mucho mejores, siendo una completa violación de la privacidad y todo, pero la configuración posterior le revela que Merve lo vendió.

Tras una redada policial en el campamento que resulta en la muerte de los seguidores de Gokhan y su madre, Gokhan, un loco por el poder y la venganza, mata a Merve en el lugar donde se conocieron.

Kubra está cerrado

Debido a todo el kompromat que Kubra puede brindar a los altos funcionarios, la policía no tiene otra opción que permitir que Estambul se hunda en un caos total, con Gokhan al mando.

Sin embargo, Gokhan todavía tiene una debilidad. Después de perder a su madre y a su esposa, Gulcan es la única familia que le queda, y es a través de ella que Kara puede atraparlo. Sin embargo, todo este hilo muestra hasta qué punto ha caído Kara también; está dispuesto a torturar a los pocos seguidores que quedan de Gokhan para obligarlo a confesar, lo que finalmente hace, lo que lleva a que la policía cierre a Kubra.

Las muertes de Gulcan y Berk

Como si las cosas no pudieran empeorar para Gokhan, Gulcan muere después de una pelea con un maníaco Berk, quien la acusa de traicionar a su hermano y colaborar con la policía en su arresto. Berk se ha vuelto medio loco por el cierre de Kubra, y Gulcan cae fatalmente tratando de huir de él. Sólo después de esto, Berk se da cuenta de que Kubra todavía está activo en los dispositivos donde se descarga.

Leer también  Explicación del final de la temporada 1 de The Gentlemen: ¿Quién se queda con el negocio de Bobby Glass?

La mentalidad de manada que conduce a este momento es silenciosamente aterradora y una crítica condenatoria de cómo la creencia a gran escala puede transformarse rápidamente en anarquía. La confianza, las relaciones e incluso la moralidad quedan en el camino cuando el colectivo se envalentona. Los antiguos aliados se convierten en enemigos. Lo que antes era inaceptable se vuelve deseable. Los peligros de este tipo de pensamiento grupal han frustrado a Gokhan una y otra vez, pero aquí vemos cómo pueden resultar contraproducentes para él.

No hace falta decir que la muerte de Gulcan es la gota que colma el vaso para Gokhan. Rompe la ilusión en la que se había permitido creer, revelándole que su aliado más incondicional solo estaba interesado en sí mismo. Gokhan mata a Berk en venganza.

Gokhan encuentra su fin

Como dije en mi repaso de Kubra Temporada 2Gokhan era perfecto para Kubra porque era arrogante. Se creía especial y rápidamente creía cualquier cosa que reforzara esa noción. Se convirtió en mesías porque, en cierto nivel, lo creía. Por eso, incluso después de descubrir qué era realmente Kubra, siguió convenciendo a la gente (incluido él mismo) de que era especial.

Las muertes de Gulcan y Berk le muestran a Gokhan que no es especial. Le permiten ver el daño que ha causado al creer sus propias mentiras y tratar de obligar a otros a ser cómplices. Se da cuenta de que ha perdido a toda su familia por nada.

Leer también  Explicación del final de la temporada 1 de Like Flowers in Sand: una conclusión feliz pero con aversión a la profundidad

El final de Kubra La temporada 2 también es el final de Gokhan; sus esfuerzos por expiar deteniendo la propagación de la IA y difundiendo una confesión en vídeo que obliga a sus seguidores a entregarse. Una vez completadas esas acciones altruistas, Gokhan tiene la intención de quitarse la vida, justo donde mató a Merve, pero los hombres de Kara lo matan a tiros. Gokhan promete cuidar al hijo de Kara en el más allá, lo que no puede ser un gran consuelo dado todo lo que ha hecho en las últimas dos temporadas.

Kubra sigue viva

Gokhan creía que era único y especial. Kubra confiaba en que no debía manipularlo. El resultado inevitable de esto es que Kubra podrá seguir viviendo, porque siempre habrá gente arrogante y delirante como Gokhan a quien explotar.

Selim y Adem, que finalmente tienen el control tras la muerte de Berk, reviven a Kubra. La IA continúa buscando objetivos involuntarios como Gokhan a quienes pueda manipular para sus propios fines.

Siempre habrá un ejército de fieles esperando unirse bajo la bandera de un profeta. Poco importa quién será el próximo, sólo que siempre habrá otro. Y otro. Mientras tengamos fe, se aprovechará de esa fe, de una forma u otra.

Related Posts

Deja un comentario